Pase lo que pase.

En Familia, Matrimonio, Vida -

Anoche me dí banquete con una de las nuevas películas de la colección de ‘peliculillas’ que voy haciendo:  Come What May.  Y qué banquete!  Cuánto mensaje y cuánta moraleja….  y para colmo y remate me llega esta película en un momento en que ya me encuentro  ‘asqueada’  leyendo un libro donde se explican los intrínculis de uno de los fraudes bancarios más grandes de historia de nuestro país, y en proporción probablemente del mundo.  Comenzando un poco a entender que definitivamente detrás de cada acción hay intereses que se mueven, muchísimas veces de índole económico y divorciados de los más elementales principios cívicos (ni digamos cristianos), ha sido un agradable respiro el ver esta película y recibir este mensaje.

Veamos si logro compartir con ustedes el mensaje principal sin entrar de lleno en la película. 

Come what may……pase lo que pase, venga lo que venga.  El mensaje central y título de la película es este:  Haz lo correcto, pase lo que pase.

Definitivamente cada persona cree en lo que decide creer.  Cada quien tiene sus propias creencias, a veces acomodadas y alejadas de la verdad inequívoca.  Normalmente vistas a través de los cristales de su propia historia, su cultura, su religión…   Pero ciertamente, cada uno de nosotros creemos en lo que por motivo propio decidimos creer….y tenemos ese derecho.

Ahora bien, esas creencias determinan nuestro proceder.  En la vida vamos a actuar según entendamos que algo es ‘correcto’.  Algunas cosas no las veremos como ‘moralmente incorrectas’  y sencillamente nos permitiremos hacerlas.  Otras pueden entrar en la categoría de ‘incorrectas’ porque nosotros decimos que lo son, porque no son inherentemente correctas.  Cuidado!  Ese razonamiento puede confundirnos y guiarnos por un camino de grises.  Cuando nos encontremos evaluando si algo es ‘moralmente incorrecto’ realmente o si la sociedad lo considera ‘incorrecto’ sin realmente serlo, analicemos muy bien. Pudiéramos estar cayendo en una trampa de nuestro propio ser, de nuestra propia debilidad.

Veamos….está bien robar?  Seguro que rápidamente diríamos que no.  Pero si alguien que está muriéndose de hambre roba….para sí o, más difícil aún, para un hijo…. está bien robar?  

Está bien abortar?  Está bien matar?  Pero si una joven queda embarazada y decide abortar porque es muy joven y tiene toda una vida por delante, o porque el padre de la criatura es el tío, o porque mis amigos me van a rechazar, o porque no podrá seguir con sus estudios……. o por un sinnúmero de razones que pudieran sonar justificantes de un aborto:  está bien abortar?  Está bien matar?

Está bien que una mujer abandone su hogar y descuide su matrimonio?  Pero si su trabajo le dá prestigio y le remunera, no sólo económicamente, sino en atención y admiración de sus superiores, compañeros de trabajo y clientes…. está bien que descuide su hogar?

Está bien que un padre maltrate a su hijo?  Pero si llega de la oficina recargado de tensión y buscando la tranquilidad del hogar y el niño desde que el padre llega lo fastidia y le impide el deseado y merecido descanso….está bien que le grite, que lo maltrate, incluso que le pegue para que entienda?

Así podemos analizar un sinnúmero de situaciones que se nos presentan constantemente.

Haz el bien….haz lo correcto….siempre, venga lo que venga.  No nos dejemos engatuzar por las escalas de corrección que nosotros mismos fabricamos para justificar nuestras acciones y acomodar nuestros caprichos o nuestras pequeñeces, nuestras miserias y nuestros propios errores.  Hagamos lo correcto, siempre….pase lo que pase.  Muchísimas veces el resultado de hacer lo correcto no será lo que nosotros deseamos….hagámoslo de todas formas.  Muchísimas veces hacer lo correcto representa correr riesgos, apostar a un desenlace desconocido o hasta indeseado….hagámoslo de todas formas.  Hagamos lo correcto, pase lo que pase, venga lo que venga.  No cometamos el error de comprometer nuestras posturas, vender nuestros principios.

En resumen de cuentas, que lo que hagas siempre esté dictado por tu concepción y principios de lo que es correcto.  Tomando en cuenta que, ciertamente, si no consideras que tu pareja es inapreciable, insustituíble, única, no harás lo imposible por cuidarla, protegerla y amarla.  Si no crees firmemente que el amor es mejor cuando es nuevo y puro, no te guardarás para esa persona que Dios tiene reservada para tí.  Si no crees que ese bebé en el vientre materno es una creatura de la mano de Dios, no harás nada para protegerlo.

En qué crees tú?

Concluyo compartiendo que la película fue realizada por un grupo de unos 40 estudiantes caseros (home schoolers, muchachos que no van a la escuela sino que son educados en sus casas normalmente por sus padres), apoyados por un grupo de personas relacionadas al mundo del celuloide.  Y para ser su primera producción, tengo que agregar que realmente está muy bien hecha, si bien las actuaciones pudieran ser mejores.  Como siempre, este tipo de película lamentablemente no vende mucho y luego nos quejamos de hacia dónde va nuestra sociedad:  va hacia donde van los mensajes que sí venden en el cine, los periódicos, la radio, la TV:  va hacia la violencia, hacia la pornografía, el sexo fuera del matrimonio, y todo un basurero de desvalores y pseudo valores que mejor no mencionamos.

Si te gusta el artículo, por favor déjanos un comentario o suscríbete al RSS feed para futuros artículos.

4 Respuestas

  1. Error: Unable to create directory wp-content/uploads/2017/05. Is its parent directory writable by the server? Ginia says:

    Una nota aclaratoria… el mensaje es que lo que es incorrecto es incorrecto. Matar NO es correcto no importa cuantos paños tibios querramos ponerle. Si ha sido en defensa propia, entonces no ha habido la intención de hacerlo, pero siempre es mejor evitarlo. Robar NO es correcto, no importa las circunstancias. Abandonar el hogar y la familia, descuidar nuestra salud para auto-flagelarnos, maltratar a nuestros hijos, y un largo etcétera….NO es correcto por más que querramos buscar atenuantes.

    Lo que he querido decir es que la sociedad, el mundo, nosotros mismos, buscaremos lo que hay de ‘moralmente correcto’ en nuestro proceder para justificarnos. Asi con los pequeños detalles de cada día vamos descuidando nuestra pareja, descuidando nuestro hogar, descuidando el dar lo mejor de nosotros en cada ámbito donde nos desenvolvemos….

    Lo que hacemos viene determinado por aquello en lo que creemos. Fijémosnos bien en nuestras actuaciones, calibremos bien nuestros valores y principios y tratemos de mantener en perfecta alineación nuestro proceder para hacer siempre lo que entendemos está BIEN, no importa lo que venga.

  2. marisol says:

    Donde puede alquilar esta pelicula. Pertenezco a una comunidad de parejas de mi parroquia, Santisima Trinidad, en Santo Domingo y queriamos tomar un par de horas de nuestra proxima reunion para verla. Hemos estado tratando el tema de los valores y entiendo seria muy oportuno cerrar este capitulo con dicha pelicula. Gracias!

  3. bel says:

    poque se enoja mucho mi novio cuando le hago un pequeño comentario y suele decirme que yo siempre lo desespero

  4. Hola, me gustó tu apreciación de la película. Saludos.

Responder